Creciendo

Creciendo

Han pasado muchos meses hasta verme con ganas de escribir, y en vez de realizar un artículo interesante sobre alimentación, alguna receta o noticia relacionada con la algarroba, lo que voy a hacer es un desahogo. 

El final del año 2015 ha sido apoteósico, creo que gasté tantas energías en intentar colocar a Caroubé por mercados cercanos a Granada, que justo ahora me estoy recuperando del estrés emocional que tuve durante esos meses. 

Ese último trimestre me lo pasé haciendo solicitudes para mercados artesanos y de promoción del producto local, cercanos a Granada. Pues en todos los mercados interesantes o que ya llevaban tiempo funcionando, recibía una respuesta negativa. Aunque la algarroba es un fruto autóctono, los responsables de los mercados en dónde se promocionan los productos locales, no le daban cabida. 

Para sacar algo de dinero probé en un par de mercadillos, uno artesano y otro medieval, y ambos un desastre, no eran lugares para promocionar alimentos de algarroba. 

Proseguí la búsqueda de mercados y recibiendo una negativa y otra y otra….ya entrando Diciembre, cuando ya no me quedaba a dónde acudir, mi desgaste emocional quiso darme una tregua y decidí irme a pasar las navidades con mi familia a Catalunya para dejar todo ese estrés atrás. 

Para mi sorpresa, una semana antes de irme de vacaciones, me llamó un miembro de la RAG (Red Agroecológica de Granada) para decirme que si seguía interesada, tenía un puesto fijo en el Ecomercado que organizan el primer sábado de cada mes en Granada. 

Mi corazón dio un vuelco de alegría, aunque creo que el desgaste que llevaba encima, no me dejaba expresar la sensación que albergaba. Al volver en Enero empecé con la inversión en materiales y equipos necesarios para empezar en el mes de Febrero a trabajar en el Ecomercado de Granada. 

Pero con un mercado no es bastante, Caroubé supone una inversión mensual importante para nuestra economía familiar y decidí buscar otros mercados para compensar ese gasto. 

Me siento bastante desanimada, porqué los mercados que tienen tirón y son interesantes para mí, siguen sin querer que una tienda que lleva productos de algarroba esté participando en ellos. Sólo puedo participar en mercados pequeños o que son nuevos y llevan poco tiempo funcionando. 

Hacer mercados no es tarea fácil, son muchas horas invertidas y muy poca rentabilidad. Ahora mismo son necesarios para Caroubé, porque necesito una ventana de aire fresco, un escape económico a tanta inversión, pero estoy gastándome un montón acudiendo a mercados que no me son rentables, con la esperanza de que pronto lleguen a serlo. 

Este primer trimestre del 2016 acabé de nuevo muy desanimada, porqué aparte de que en los mercados no encuentro el hueco que necesito, la parte comercial no la llevo bien. Reconozco que no la desempeño correctamente ya que me cuesta darle a mi negocio el rumbo comercial que necesita para que al final se convierta en un trabajo rentable para mí. 

El remate me llega en Abril, en un estado anímico empresarial por los suelos, hace algo más de una semana he tenido una visita algo, por decir “especial”. Un par de señores me visitaron con la buena intención de conocer quién había detrás de Caroubé.net. Para mi sorpresa y a resumidas cuentas, después de invitarme a participar en la creación de una empresa a la que se relacionaría con ser parte de Caroubé, me dijeron en mi propia cara que podían plagiarme mi página web y mi proyecto. 

Aún sigo con el mal cuerpo encima, con una sensación rara y justo esta noche he logrado dormir bien, ya que esto ha sido el remate final y casi mi hundimiento moral. 

Si después de más de tres años de trabajo duro, dos años de inversiones que están suponiendo un agrave en mi economía, vienen unos tipejos a decirme que van a copiar todo mi trabajo y a crearlo desde una parte comercial rentable, apaga y vámonos. 

¿Será verdad? ¿Crearán un negocio como Caroubé pero rentable?....son tantas las preguntas que hay en mi cabeza….y sólo dos sensaciones dentro de mí: ¿qué hago perdiendo mi tiempo y dinero? 

He estado bastante mal, me he desanimado tanto y planteado tantas cosas que a día de hoy todavía no he encontrado las respuestas. Todo en mi cabeza está entre liado y siento un cansancio tan grande…..He llorado mucho, las espinas que tengo clavadas en mí porqué “sé lo que podría ser Caroubé”, pero no llego, no alcanzo, no lo logro…son tantas…que tenía que soltar unas cuantas…y llorando…y se van desprendiendo…aunque muy poco a poco, lentamente…noto que se van soltando. 

No sé qué hacer, aún siento que estoy bloqueada y por ahora no encuentro un objetivo, una salida, aunque este escrito puede ser el primer paso de querer encontrarla. Puede que en unos días retome mis ganas, abrir un nuevo camino, sólo para adelante y ver las cosas con otra mirada, pero hoy, todavía….no es así. 

Tendré que llorar más y sentir profundo para ver qué me sale, qué caminos tomo. 

Quiero dedicar este escrito a mi gran amiga Olga Velasco, que ayer sin saberlo hurgó en mí y hoy, también sin querer, ha salido este escrito.


Dejar una Respuesta

* Nombre:
* E-mail: (Not Published)
   Website: (Site url withhttp://)
* Comentario:
Codigo Seguridad

Search

Visita la Tienda de Caroubé

Galletas de Trigo y Algarroba

2.4€